Los MURCIÉLAGOS

LOS MURCIÉLAGOS

En España viven 27 especies diferentes de Murciélagos, varían de tamaño, aspecto y costumbres. Son insectívoras todas ellas.

Para capturar sus presas utilizan la ecolocación (una especie de sistema de sonar que consiste en la emisión de sonidos de alta frecuencia que al chocar con un objeto son reflejados y recogidos por las orejas, así calculan la distancia del objeto).

Los Murciélagos son los únicos mamíferos (no pájaros) que vuelan, gracias a las membranas que une sus largos dedos.

Son Nocturnos y crepusculares, pueden moverse en la oscuridad gracias a su sistema de ecolocación ya explicado anteriormente.

¿Dónde se cobijan?

Los Murciélagos necesitan lugares tranquilos donde refugiarse en período de reposo invernal así como del día.

La mayoría utilizan cuevas o minas subterráneas, otras en huecos de los árboles y unas pocas les gustan las casas.

¿Cómo viven?

En primavera, las hembras reunidas en colonias, dan a luz una cría, que tras el período de lactancia (4 ó 5 semanas), comienzan a dar sus primeros vuelos.

Durante el otoño, tiene lugar el apareamiento, tras el cual con la llegada del frío y escasez de insectos, buscan un lugar tranquilo donde reducir su actividad metabólica y entran en un estado de letargo invernal, hasta la primavera siguiente que se inicia de nuevo el ciclo.

Un Murciélago come la mitad de su propio peso en insectos cada noche, lo que puede suponer entre 500 y 1000 insectos.

¿Están protegidos por la Ley  los Murciélagos?

Afortunadamente todas las especies de Murciélagos están protegidas por la  Ley.  Son considerados beneficiosos para las personas.

Tres especies están catalogadas de “En peligro de extinción” y cinco “Vulnerables”.

Los peligros que atentan contra ellos son muchos: alteración de hábitats, pérdida de refugios, uso de pesticidas, matanzas, molestias por frecuentes visitas a cuevas, etc

Por ello:  Se recomienda a todo espeleólogo que  extreme cautela en la exploración de cualquier cavidad, a fin de molestar lo menos posible a los Murciélagos, Al observar alguno, no iluminarlo de forma directa, pasar de largo rápidamente y con el menor ruido posible. La interrupción de su hibernación puede llevarle a la muerte, por un consumo excesivo de energía en su huida.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en ESPELEO, General, Los Murciélagos y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s